Domingo 7 de marzo de 2021
DESTACADA | 01-05-2020 22:45

Los traumáticos ocho meses de Mirtha: Josecito, Goldie y coronavirus

La diva viene atravesando momentos de dolor e incertidumbre tras la pérdida de su hermano en 2019, el desconcierto que trajo la pandemia, una cuarentena que nadie sabe cuándo terminará y el fallecimiento de su melliza.

Mirtha Legrand recibió este viernes uno de los golpes más terribles de su vida, la muerte de María Aurelia Paula Martínez, conocida popularmente como Goldie (aunque ella firmaba como Goldy)su hermana melliza, su par, su confidente, su compañera, su otra mitad. Pero en 2019, la legendaria conductora ya había sido impactada por la tristeza luego del fallecimiento del cineasta José Martínez Suárez, su querido hermano.

José Antonio Martínez Suárez, Josecito, falleció el 17 de agosto de 2019, a los 93 años. El cineasta había sido operado de la cadera, pero luego su situación se complicó al contraer una neumonía infecciosa por la que tuvo que ser derivado al sector de terapia intensiva de la Clínica CEMIC. Finalmente, su salud se fue deteriorando, y cerró sus ojos por última vez. La diva y su hermana Goldie, iban a visitarlo todos los días a la clínica. 

La muerte del reconocido y respetado cineasta provocó que la conductora tomara la lógica decisión de levantar sus dos programas del fin de semana y que El Trece debiera reacomodar su grilla de programación. El 24 de agosto Mirtha Legrand regresó a la conducción de La Noche de ML. En el comienzo del ciclo, la diva le dedicó una emotivas palabras a su hermano y, aunque intentó no quebrase, terminó llorando."Siempre lo dije, era lo mejor de la familia, y se fue como había vivido, rodeado del amor de sus hermanas y su familia", aseguró. "Adiós Josecito querido. Adiós hermano querido", expresó. 

Los meses siguientes no fueron mejores. Mirtha afrontó, además de la congoja que la abrazaba por la pérdida, el rating la fue abandonando emisión tras emisión. Luego, en medio de una polémica con El Trece, las autoridades la dejaron sin pantalla durante el verano. El 8 de marzo regresó a sus míticos almuerzos en la pantalla de la emisora comandada por Adrián Suar y lo hizo tras el escándalo que se generó por Luciana Salazar y su decisión de bajarse del primer programa del 2020

Días después de su vuelta a la televisión, hizo una triste confesión con la que volvió a dejar en claro el dolor que le produce perder a sus seres queridos a medida que avanza el tiempo, y lo que todavía le cuesta superar la muerte de su hermano. “Fue un año muy duro. La gente cree que yo me sobrepongo fácilmente, pero lloro mucho sola. Yo mojo la almohada con mis lágrimas. Es cursi la frase, pero es verdad. Pienso mucho en José, él me llamaba todas las mañanas y lo extraño tanto... Me da pena no tenerlo, éramos muy unidos los tres hermanos”, declaró Mirtha en diálogo con la revista Hola!

Después llegó el coronavirus, que terminó causando la pandemia que tiene al mundo frenado casi en su totalidad. Al igual que todos los ámbitos, la televisión también se vio afectada por el COVID-19. En el caso de Mirtha, la diva decidió no estar al frente de sus programas por encontrarse dentro del grupo de riesgo, y en cambio darle el pase a Juana Viale, su nieta. 

El 12 de abril, tuvo un diálogo telefónico con su Juana y contó lo que extraña trabajar en sus programas y pidió a todos respetar el aislamiento social, preventivo y obligatorio para evitar la propagación del coronavirus. "Estoy muy bien, pero no me asomo ni al balcón, estoy absolutamente encerrada, como hay que estar", remarcó. 

Después de estar un tiempo recluida en su casa, la hija de Marcela Tinayre reveló en "Almorzando con Mirtha Legrand" que su abuela ya siente el impacto de la cuarentena y el exceso de información sobre la pandemia. "Está bien pero a veces llora, se angustia, como todos", reconoció la nieta de "La Chiqui". 

En medio de la lucha con los efectos psicológicos de un confinamiento que nadie sabe cuándo terminará, Mirtha se encontró con una pérdida inesperada, la de su querida hermana melliza, Goldy, quien murió este viernes 1 de mayo, de la manera más apacible, durmiendo. 'Estoy destruida"le contestó Mirtha a una amiga de la familia cuando le dio el pésame, revelaron Ángel de Brito y Carlos Rottemberg minutos después de conocida la triste noticia.

Marcela Tinayre fue quien le contó en persona a su madre que su compañera de toda la vida ya no estaba en este plano. Inmediatamente se acercaron sus nietos, para contener a la diva en este momento tan doloroso y de soledad debido al aislamiento.

Casualidad o no, Silvia Legrand, quien inició su carrera en el medio artístico junto con su hermana en Hay que educar a Niní (1940), murió a los 93 años, la misma edad que su hermano José, a quien lloró hasta el último momento.

L.M

Galería de imágenes

Comentarios

Más en