Viernes 25 de septiembre de 2020
ESCáNDALOS | 19-03-2020 16:21

Diego Latorre habló de la muerte de Natacha y de su apodo "Puntita"

El exfutbolista reveló por primera vez lo que sintió cuando falleció la mediática, opinó sin tapujos sobre el escándalo sexual que tuvo y también de la relación que tiene con su familia y la infidelidad.

Diego Latorre sorprendió y por primera vez se refirió a la muerte de Natacha Jaitt, la mediática fallecida con quien tuvo una serie de encuentros sexuales que salieron a la luz durante 2017. El comentarista de Fox Sports y ESPN reveló lo que sintió cuando la conductora murió en 2019, habló del vínculo que tiene con su familia desde que estalló el escándalo y también dio su opinión sobre los insultos que recibe a raíz de la gran cantidad de cosas que contó la mujer con la que le fue infiel a Yanina, con especial hincapié en el apodo Puntita.

En diálogo con Gabriel Anello para Super Mitre Deportivo (AM 790), el exfutbolista dejó de lado al balompié para comentar sus sensaciones íntimas. “Me mandé muchas cagadas, como padres pocas, pero como marido hubo deslices que se conocieron, y me arrepiento, pero son vivencias. Se hacen públicas y a veces se pone al otro en el banquillo de los acusados. En mi caso puntual me arrepiento porque mis hijos sufrieron y Yanina también, que me bancó en todas”, comenzó a explicar Gambeta.

“Mis hijos me perdonaron y hoy tengo una relación buenísima con ellos, y creo que siempre fui un padre ejemplar. La familia para nosotros fue algo sagrado. Lola lo entendió, le expliqué y salimos adelante. Ella me entiende, tiene 19 años y además tiene un coeficiente intelectual alto más allá de su frivolidad en las redes, pero la relación es estupenda. No me pide explicaciones, pero también me vio sufrir porque hubo muchas mentiras, exageración, una operación y la exposición que hubo. Es un tema sensible porque estamos hablando de alguien que ya no está”, continuó Latorre al respecto del histórico escándalo que surgió tras la filtración de audios y chats suyos con Jaitt.

No sentí alivio con la muerte de Natacha, sentí tristeza

El comentarista de fútbol contó cómo fue su mañana del 23 de febrero de 2019, cuando Natacha apareció sin vida en el salón de fiestas Xanadú. "Cuando me enteré estaba en mi casa. Fue muy temprano, me levanté y la noticia explotó por todos lados. Sentí mucha tristeza. Al principio no reaccionaba. La imagen que yo tenía de todo lo que había sufrido era muy lejana, como una película que había visto hace treinta años. Era también un recurso que utilizaba yo para no comerme la cabeza todo el día", aseguró el marido de la panelista de Los Ángeles de la Mañana.

“El sentimiento no se puede fingir, fue tristeza. Hice silencio y no valía la pena hablar de ese tema con Yanina. Fue mucha angustia, estuve mucho tiempo en el psicólogo y creo que el fútbol me dio una resistencia mental para poder sobrellevarlo. No tuve ningún sentimiento de alivio", aseveró Diego con respecto a sus sensaciones por el deceso de la mediática.

Latorre aclaró que nunca pensó en suicidarse, pero sí que no veía una salida posible al escándalo. "El tema no paraba. Se trataba con mucho ensañamiento y se extendía en el tiempo, no podía creerlo. Tuve una angustia duradera por 4 o 5 meses, no fueron solo unos días. En un momento no veía fin. Había temas y cosas sexuales mías que no eran ciertos. Descubrí una vida que no tenía, se decían cosas que jamás había hecho. Era tristísimo, además porque tengo hijos. Se le agregó mucho condimento que no venía a cuento”, sostuvo con firmeza el exdelantero del Club Atlético Boca Juniors.

No me jode que me digan Puntita

Con respecto al apodo que se le adjudicó como consecuencia de que que la morocha indicó que él pedía ser penetrado con un juguete sexual en pose rana, Diego precisó que no le afectan las críticas debido a que está curtido por haber estado tantos años expuesto en los medios.

No me jode que me digan así. Lo que dicen de mi no me afecta, no soy un súper hombre, pero me afecta más lo que me pasa y lo que me siento. No siento que me lo digan a mí, sino que es para otro. Yo nunca tuve esos hábitos, ni los discuto ni los combato”, le contestó Latorre a Anello en Radio Mitre, y añadió: “Hoy se dice cualquier cosa y no hay consecuencias legales ni de ningún tipo. Es muy fácil desacreditar y tirar cuestiones personales que dañan al ser humano. Yo no me siento reflejado. Hay mucha envidia, y sobre todo con los que 'tenemos cierto éxito' o 'algún lugar de prestigio'. Creo que eso genera bronca, pero conviví toda mi vida con eso y ya soy inmune”.

Al ser consultado sobre a quién le costó más volver a ver cara a cara tras el estallido de su escándalo sexual con Natacha, Diego dijo que a nadie y aseveró que aproximadamente el 95% de las personas son infieles.

Creo que entendería que Yanina me fuese infiel

Están los negadores seriales y a los que no los descubre. Creo que está la infidelidad por necesidad física y también la otra que es más jodida que es cuando hay una vida paralela, pero yo no dormí ni un día afuera de mi casa, nunca fallé en ese sentido”, declaró Gambeta, asegurando también que nunca se desenamoró de su esposa a pesar de que obviamente tuvo altibajos con ella en sus veinticinco años de relación.

Si ella me fuese infiel creo que lo entendería, lo charlaría con ella. Está la necesidad de tocar otra piel”, reveló el periodista deportivo, estableciendo que “hay que vivir el momento y ver cómo son las circunstancias”, y que su esposa, en alusión a él y las situaciones que tuvo, “lo tiene claro”.

Cuando Latorre fue indagado sobre el motivo que lo llevó a serle infiel a Yanina con Jaitt, respondió que trató ese tema con el profesional de la salud mental que lo atiende. “Creo que fue por cierto cansancio y una meseta en mi vida. Cambiar o quizás por alguna satisfacción, luego de estar en un lugar cómodo y con todo al alcance de la mano, me faltaba la adrenalina y ese peligro”, reflexionó el papá de Dieguito y Lola.

El comentarista de fútbol también reveló qué fue lo que aprendió con el escándalo sexual, y dio a conocer que le molesta la actitud que posee actualmente con algunas personas. “Algo que me dejó un malsabor de boca fue que yo era muy confiado y no veía la maldad en el otro. Pero hay quienes tienen ese gen, y hoy soy más desconfiado que antes y no está bueno. Hubo algo por detrás, se potenció el tema como si fuese alguien que hizo algo tremendo. Aprendí que existe la maldad y esté tipo de cosas, pero no hay que confundir un acto individual o algo aislado con tu tipo de vida. No es mi manera de ser lo que hice con Natacha, yo no ando de aventura en aventura por la vida. A mí siempre me gustó la estabilidad”, precisó Gambeta.

L.L.

Galería de imágenes

Comentarios

Más en