lunes 22 de julio del 2024
DESTACADA 08-04-2024 19:53

L-Gante y su mamá enfrentan una gravísima denuncia: "Había sangre por todo el piso"

Un hombre recurrió a la Justicia para narrar el calvario que vivió trabajando como empleado de la familia.

L-Gante otra vez está complicado con la Justicia por una grave denuncia y esta vez también está involucrada su mamá, Claudia Valenzuela.

Según informó Infobae, un hombre de 46 años acudió a la Justicia para denunciar al cantante, a su madre y a gente de su entorno por "robo, privación ilegal de la libertad, coacción agravada, lesiones y amenazas", además de "reducción a la servidumbre".

L-Gante

Por qué denunciaron a L-Gante y su mamá

Según el relato del hombre, él es empleado de la familia desde hace cuatro años, con cama adentro. Pero el conflicto se originó cuando recientemente sufrió un ACV y dijo haber sufrido maltratos por parte de Elian y su circulo íntimo.

Infobae accedió al documento de la denuncia que fue presentada ante la Justicia, donde el empleado expresa sobre lo ocurrido: "(...) L-Gante me gira y empieza a golpearme en la cara con sus puños, manifestándome: ‘Viejo traica... Mirame a la cara, la concha de tu madre’. En esos segundos, aparecen los amigos de Elián, de nombre Jona, alias “El Gordo”, y Tomás Herrera, a quienes pudiera reconocer perfectamente en caso de verlos, y empiezan a golpearme todos juntos a la vez con puños y patadas. También recuerdo que estaba la novia de Elián, Candela, y apareció la madre".

L-Gante

"Recuerdo que me golpean entre todos. Piñas, patadas. También apareció Yamil, quien intentó mediar: ‘Déjalo, lo vas a matar. Sufrió de un ACV hace poco, lo vas a terminar matando’. Al rato me desvanecí. Recuerdo que había sangre por todo el piso, me salía sangre de la boca y de la naríz, casi me ahogo de tanta sangre que escupía. Todo ello transcurrió en la cocina del departamento de Elián Valenzuela", sumó.

A su vez, el señor acusó a L-Gante y Claudia de tenerlo a base de mate cocido y de amenazarlo para que se calle. "Me mandaron amenazado a la casa de atrás, diciéndome que iban a estar vigilándome por si me escapaba. Luego, escupí sangre toda la noche, no pude dormir de los dolores. Allí, al recomponerme un poco, empecé a buscar por todos los cajones porque recordaba haber dejado una llave del portón. Al encontrarla, aproximadamente a las 5 y en el estado que me encontraba, me pude escapar".

También contó en su denuncia que durante todo el tiempo que trabajó en la casa del músico, fue amenazado y "obligado a realizar todo tipo de tareas sin ninguna contraprestación, mas que el lugar donde dormir: limpiaba, barría, lavaba los autos y la ropa, cocinaba, me usaban de chofer".

En esta Nota