Sábado 8 de agosto de 2020
DESTACADA | 05-07-2020 20:03

Miriam Lewin habló del escándalo con Romina Malaspina

La periodista, titular de la Defensoría del Público, se refirió al look de la conductora de Canal 26, y aseguró que "hay una bajada de línea sobre el vestuario, que es decidido por los gerentes varones”.

Miriam Lewin, nueva titular de la Defensoría del Público de Servicios de Comunicación Audiovisual, habló de las conductoras de Canal 26 y su vestimenta, luego del escándalo que se generó por el osado top que lució Romina Malaspina semanas atrás.

La flamante Defensora del Público fue consultada sobre la polémica que se generó luego de que Romina Malaspina condujera su programa de Canal 26 luciendo un top con transparencias que tuvo fuerte repercusión en otros medios y redes sociales sobre la cosificación y el rol de las mujeres en los medios. "La imagen estética de las mujeres que conducen sigue siendo decidida por gerentes varones", afirmó en diálogo con La Once Diez/Radio de la Ciudad.

Lewin consideró que “si ella (Malaspina) pudiera vestirse como quisiera probablemente coincidiría en cómo se viste ahora en pantalla, pero sin dudas hay una bajada de línea sobre el vestuario que es decidido por los gerentes varones”.

“Yo no voy a entrar a evaluar las capacidades profesionales de ella”, aclaró la periodista, diferenciándose por ejemplo de colegas como Agustina Kämpfer, quien la criticó duramente.

“Sé que (Romina) expresó públicamente que se viste así por decisión propia y que quienes la criticaban eran mojigatas. Yo puedo decir que en la televisión las pautas de como se visten las mujeres frente a la pantalla, el modelo estético es determinado por los gerentes varones”, insistió Lewin. “Yo garantizo que si una conductora excedida de peso se quiere poner frente a la pantalla en minishort, si esa conductora no coincide con la postura estética de la gerencia va a ser llamada al orden por el gerente varón del canal”, aseguró durante el ciclo radial Por si las moscas. Y subrayó: “No hay un libre albedrío, no salís al aire como querés, me han criticado hasta el marco de los anteojos”.

“No hay un libre albedrío, no salís al aire como querés"

Al frente de la Defensoría del Público: Cupo laboral femenino, accesibilidad en los medios y diversidad sexual

Por otra parte, se refirió a su flamante rol al frente de la Defensoría del Público, puesto que confesó que aceptó al referir que fue por “lo mismo por lo que decidí ser periodista: porque quería darle voz a los que no tenían voz o amplificar aquellas voces no representadas en los medios con un afán de justicia que me acompaña desde chica”. “Siempre del lado de los mas débiles, poniendo luz sobre aquellos lugares que desde el establishment se quieren mantener oscuros, contribuyendo a solucionar dándoles visibilidad”, señaló sobre su objetivo profesional al frente de dicho organismo.

Sobre la tarea que encarará, explicó: “Representa a las audiencias de radio y televisión y promueve el derecho a la comunicación, y nadie puede ejercer bien un derecho que no conoce por eso también tenemos una tarea pedagógica”. “También apuntamos a ayudar a que los medios sean accesibles para las personas con discapacidad. Queremos que la defensoría sea una herramienta no solo para los medios que informan, sino también para toda la industria audiovisual en general que está pasando por una crisis tan terrible”, remarcó en entrevista con Moskita Muerta y Nilda Sarli.

Por último, destacó que el cupo laboral sobre las mujeres y disidencias sexuales será prioridad en su gestión: “También estamos tramitando paridad delante de la cámara y detrás. No puede ser que en Argentina haya conciencia del rol social de las mujeres y las diversidades y que esto no se vea reflejado en los medios. Tiene que haber más voces de mujeres y trans en las pantallas y los micrófonos”. “Apostamos a un cambio cultural”, cerró.

L.M

Galería de imágenes

En esta Nota

Más en

Comentarios