Domingo 9 de agosto de 2020
DESTACADA | 02-07-2020 17:53

Realizaron un testeo masivo en el edificio de Belén Francese

En las torres donde vive la actriz se llevó a cabo el operativo DetectAR, tras conocerse nueve casos positivos confirmados. La drástica decisión de Belén. Mirá el video.

Este jueves por la mañana se realizó el operativo del Plan DetectAR en el edificio donde vive Belén Francese, que consta de dos torres, debido a la cantidad de casos positivos que hay en el complejo ubicado en el barrio de Palermo. 

Días atrás, luego de que Belén Francese anunciara que se había realizado el hisopado correspondiente tras su paso por El Precio Justo, el ciclo de Lizy Tagliani que desencadenó una oleada de contagios, incluida la de la conductora, un par de vecinos la atacaron en las redes sociales asegurando que se paseaba por el edificio previamente a tener el resultado que terminó dándole positivo. Al trascender la furia de algunos de los vecinos, se conoció que los casos positivos confirmados son nueve.

"En el edificio de Belén están pasando piso por piso preguntándole a la gente si tiene síntomas, tomando fiebre, etc. Después realizarán hisopados donde sea necesario", informó el periodista Pampito Perello Aciar, junto a una captura del comunicado de la administración que explicaba a los propietarios e inquilinos el operativo que se iba a llevar a cabo.

"Después de gestionar durante 15 días ante las autoridades sanitarias, un equipo del GCBA del operativo Detectar se presentará en el consorcio ante la cantidad de casos positivos. Consiste en el relevamiento en todas las unidades para determinar posibles contagios y de ahí derivar a hisopar a aquellos que las autoridades determinen", dice el texto pegado en los ascensores de ambas torres, además de pedir que eviten circular por los sectores comunes, dejar entrar a personas ajenas al consorcio.

"Rogamos preservar las medidas de higiene en el edificio para evitar el contagio, uso obligatorio de barbijo y solo una persona circulando por ascensor o grupo familiar", concluye el comunicado, que también se refiere a las medidas de desinfección que se utilizan en el lugar.

El 30 de junio, se supo que Francese había dado negativo al nuevo test que le hicieron, y lo confirmó en las redes: "Felizmente puedo confirmar que soy COVID-19 negativa. ¡Estoy curada! Por lo cual me llena de alegría saber que voy a poder donar plasma y ayudar a muchos que lo necesitan. Me pone muy feliz esta noticia y sobre todo por todos los recuperados que hay en mi país y en el mundo entero".

Horas después, Belén dialogó con Intrusos (América), y se mostró angustiada por la situación: “Esto que hablan me genera mucha angustia. Terminó de pasar una enfermedad que es desconocida mundialmente, y ví la peor cara de la gente, el lado más feo de la gente. Entendí que el coronavirus florece lo bueno y lo malo de la gente. De repente estoy señalada como que traje el virus al lugar donde vivo, es ilógico. No me gusta, me hace mal y me da pena andar explicando estas cosas.", le dijo a Jorge Rial. 

Y siguió: "¿A qué punto llegamos que tengo explicar que el encargado estaba contagiado desde antes, y un compañero de seguridad? Esto es algo superior, mucho más grave, va mas allá. Esa mediocridad de si tuve o no el barbijo. Genera bronca porque me están difamando, se hizo una bola de nieve de cosas tristes y feas, que no suman. Hay un montón de móviles de TV en la puerta, ponen donde vivo y no está bueno. Esto genera que me diga basta, hasta acá, ya está. No quise contagiarme, me hacen sentir como si fuese mi culpa. Yo me aislé cuando me enteré (de lo de El Precio Justo)”, señaló.

En referencia a cómo se sintió al saber que había contraído el temido Covid-19, la actriz contó: “Me entero cuando me comunican que podía haber un contagio por El Precio Justo. Me dijeron que yo no había tenido contacto directo. Luego confirman lo de Lizy, con quien sí tuve contacto. Ahí me mandaron a hisopar. Cuando me dio positivo me quería morir, estaba segura que me iba a dar negativo. No culpo al canal, ni a Lizy, que sé yo si no fue antes el contagio, ¿cómo sabe uno cuándo se contagió? Desde el día uno estuve entre la angustia y el medio, porque esto es muy grave, se muere gente”.

Consultada sobre si sus vecinos se enteraron por ella de su positivo, Belén respondió: “Se enteran por mi, porque lo hago público yo, para aislarme, porque era lo más correcto. Cuando me enteré no salí de mi casa, antes de eso yo bajé a hacer una fotos, es la verdad, con el permiso del seguridad, que está en la garita, hay cámaras de cuando le preguntó mi pareja. Hice unas fotos de 10 minutos y volví a subir. Después dijeron cualquier barbaridad, que andaba como una contagiadora serial”.

Respecto a una vecina en particular, que es la que la ataca a diario a través de Twitter y la culpa de todos los males, dijo: “No la conozco, me pasó esto, no se quién es, no por ningunear, yo hago teatro, estoy muy poco acá. Hay mucha gente que tuiteaba que no las conozco. Por ahí vieron el minuto de fama y aprovecharon. Si un vecino me viera haciendo una infracción, ¿no me diría nada a mí? ¿por qué iría a contarlo a la tele o a las redes? Es ilógico”. 

En las últimas horas, trascendió que la administración del edificio la había multado. Sin embargo, Belén aseguró que dicha infracción jamás le llegó: “¿Cómo cae en la TV una carta de la administración a mi? Es muy grave, un delito a una correspondencia privada. ¿Cómo llega a un medio antes que a mi la multa? Nunca me llegó la multa. No la pasaron ni por la puerta ni por mail, pero la tienen los medios”, remarcó enojada.

Por último, sobre si accionará legalmente contra sus vecinos y la administración, explicó: “El primero que denunció fue una persona en Twitter, mi hermano es abogado se comunicó conmigo, hasta ayer no le di importancia a esto, tenía otra prioridades, estar bien yo, mi mama, mi pareja no unos vecinos. Creo que vieron a una persona famosa, que sus tuits iban a trascender y hicieron esto. No veo otra explicación. Lo veo con dolor y vergüenza ajena”.

“Cuando me case me voy a mudar. Esa era mi idea, pero con la pandemia se postergó, como miles de casamientos”, concluyó con un poco de humor.

Además, Francese publicó en su red los regalos que le dejan otros vecinos, que le dice que no haga caso a otros propietarios o inquilinos que son "cholulos".

L.M

Galería de imágenes

En esta Nota

Más en

Comentarios