martes 04 de octubre del 2022
DESTACADA 08-09-2022 10:38

Wanda Nara hizo un fuerte descargo a su llegada a Turquía y apuntó contra los medios: "Qué falta de respeto que nadie se ponga en mi lugar"

La empresaria explicó qué pasó con Telefe; además, señaló a quienes la critican por trabajar en Argentina y dejar a sus hijos en otro país. Mirá el video en la nota.

Tras su comentada llegada a Turquía con su familia, Wanda Nara hizo un fuerte descargo en sus historias de Instagram este jueves, en el cual apuntó a los medios y a quienes la critican por haber dejado a Telefe plantado en el evento de presentación de "¿Quién es la máscara?".

La dueña de Wanda Cosmetics usó sus historias de Instagram para apaciguar los rumores de conflicto con el canal tricolor, los cuales iniciaron el martes en la noche, cuando en "LAM" (América TV) contaron que la alta esfera estaría enojada con la empresaria por haber partido a Estambul, mientras que Wanda transmitía en vivo desde el aeropuerto de Ezeiza: "El otro día en el vivo se conectaron un montón de personas y evidentemente les gusta que les hable y les cuente las cosas, porque a veces algunos medios en vez de informar, desinforman y al no aclarar, parece que estás escondiendo algo y nada que ver".

Nara explicó que sus días de permiso para viajar y reencontrarse con su familia están consensuados con Telefe: "En todos los años que hace que vivo afuera, tuve un montón de propuestas laborales y la verdad es que me es muy difícil, antes mis hijos eran todos chiquititos, ahora tengo todos hijos en edad escolar... Siempre estaban conmigo. Hoy tengo la posibilidad de que mis hijos puedan viajar adonde estoy o venir yo a verlos. La propuesta esta incluía un montón de días que me permitían ver a mis hijos".

Además, sin nombrar ningún programa o periodista en específico, Wanda Nara señaló a los medios por replicar información errada sobre ella y su familia: "Hay un montón de cosas que siento que pierdo el tiempo aclarando, siento que ustedes son más inteligentes que la gente que inventa tonterías, entonces a veces innecesario".

La madre de cinco contó el motivo por el que, a pesar de sentirse a veces traicionada, suele ser amable con los cronistas que la buscan: "A mí me da fiaca ir al aeropuerto, hasta si estoy yéndome de vacaciones con mis amigas... Me da como fiaca ir hasta Ezeiza y todo, y yo me pongo en el lugar del periodista que viaja, que llega hasta ahí y está con la incertidumbre de si habrás cambiado de vuelo, si vas a salir por esta puerta o no. No sé, soy demasiado estúpida capaz y me pongo mucho en el lugar de los demás; entonces, digo: me da pena ser tan soberbia y que haya alguien que vino para acá y no para viajar, y no darle una nota. Pero también digo después: qué falta de respeto que nadie se ponga en mi lugar y digan 'estoy inventando un montón de cosas con esta mina que me está dedicando su tiempo'".

Con respecto a quienes divulgan versiones sobre su vida que no son correctas, la empresaria enunció: "Yo soy una persona que no hago lo que no me gusta que me hagan a mí. No me meto en la vida de nadie, no jodo, soy muy directa y quizás mi error es a veces ser demasiado directa, demasiado sincera. Además, agregó: "Soy cero zorra, cero mentirosa; por eso en las cosas buenas y las cosas malas siempre di la cara y hablé, pero a veces me parece que es demasiado".

Por otro lado, Wanda criticó a quienes la juzgan o hacen conjeturas sobre lo que hizo en el pasado: "Te vienen con 'ay, vos dijiste, vos hiciste...'. Una cosa es lo que uno pueda decir en una nota en Paparazzi hace doscientos mil años, cuando tenía 20 años menos, por hacer algo divertido, hacer una nota de color... Pero de ahí a hacer algo que le pueda joder la vida a alguien, a una familia, porque atrás mío hay cinco chicos de los cuales dos son casi preadolescentes, meterse en un lugar así es de mala persona". 

Wanda Nara llegó sobre su llegada a Turquía

Luego, Nara dedicó varios minutos a hacerle promoción a "¿Quién es la Máscara?" e invitó a su audiencia a sintonizar el programa a partir del próximo lunes en Telefe. De igual forma, tras haberse visto juzgada por escoger un trabajo lejos de su país de residencia, Wanda contó que se considera una persona trabajadora y que no es algo que deba sorprender sobre ella: "Hace muchos años trabajo, no tenía romances al menos, no tenía títulos picantes... Cualquiera que quiera inventar cosas o seguir tirando mala onda, pueden pedir a las revistas hace 30 años atrás porque a los 5 ya estaba trabajando, trabajo hace muchos años y quiero seguir trabajando". 

Otra de las cuestiones que aprovechó para aclarar, es que es ella quien se encarga de manejar la carrera de Mauro Icardi; ya que personalidades como Yanina Latorre, Tartu, entre otros, dudaron que fuera quien hace las negociaciones del futbolista, dado a que suele estar concentrada en sus proyectos y en las últimas semanas, mientras había incertidumbre sobre el futuro de su marido en el mundo del fútbol, estuvo fuera de París. "Me voy a seguir trabajando, porque otro de mis trabajos desde hace siete años, es seguir los contratos y los cambios de Mauro... Tan mal tampoco lo hago, tan mal no me va. Yo hago los contratos y después el juega en la cancha, porque lo único que me falta sería que también entre a jugar...", explicó irónica Wanda.

"Soy la que arrastra el camión de mudanza de mi casa, estoy haciendo además de la parte contractual, la parte emocional y emotiva. Que mujeres critiquen una mujer que yo siento que voy a ser ejemplo para mis hijas, me parece que deberían revisarse ustedes", manifestó Wanda, quien además confesó el por qué decide tener sus propios ingreso, cuando tiene la posibilidad económica de quedarse en casa con sus chicos: "¿Y que podría vivir sin trabajar? Seguramente sí; yo, mis hijos y los hijos de mis hijos, con 35 años logré que todos ellos puedan vivir sin trabajar también, pero no es el ejemplo que yo le quiero dejar a mis hijos. No quiero que el día de mañana yo me muera y venga un fracasado y le diga: 'Ay, mirá todo lo que te dejó tu vieja, no trabajes', porque me parece que la vida se trata de seguir creciendo".

La esposa de Mauro Icardi terminó su descargo así: "Seguramente me debo equivocar en un montón de cosas o puedo tener fallas, o puede haber situaciones que sean difíciles. Obviamente si viviera de la tarjeta de mi marido, encerrada en mi casa, yendo a supermercado y viniendo, no hay mucho margen de error, ahí estaría todo perfecto. Pero prefiero tener otra vida, es eso".

D.D.

En esta Nota