miércoles 13 de noviembre de 2019
Perfil.com
DESTACADA | 11-08-2019 18:34

Mirtha contó el motivo que la obligó a luchar contra una adicción

La diva recordó un feo episodio que vivió en su intimidad y cómo pudo ganar una difícil batalla que tuvo contra ella misma. Mirá el video.

En una nueva edición de Almorzando con Mirtha Legrand (El Trece), la histórica diva de la televisión contó un feo episodio que vivió hace muchos años y que fue el motivo por el cual se obligó a sí misma a luchar contra una terrible adicción que sufrió tiempo atrás: el cigarrillo.

La revelación ocurrió luego de que Carola Reyna –una de las invitadas del programa junto al "Chino" Darín, Daniel Aráoz, Graciela Alfano, la psiquiatra Alexia Rattazzi y la doctora Fátima Álvarez- le recordase a la conductora que ella fumaba mucho.

“Un día Daniel, mi marido, vino a darme un beso y me dijo ‘ay, qué olor a nicotina’. Me ofendió, me sentí ofendida. Así que dije ‘no te embromás, dejo ya de fumar’”, confesó La Chiqui.

Legrand aseguró que “le costó horrores dejar de fumar” y que empezó de grande con su adicción. "Estaba por hacer una película que se llama Pasaporte a Río. Yo había tenido a mi primer hijo, a Dani, y había quedado un poco gordita. No sé quién me dijo que fumara que iba a adelgazar, esos consejos espantosos… ahí empecé y no podía dejar”, rememoró la diva.

“Llegó un momento en que fumaba al aire. A los conductores de los programas no nos lo prohíben pero sugieren que no lo hagamos. En este canal, el único que está autorizado a fumar al aire es Jorge Lanata”, explicó Mirtha.

La Chiqui también contó cómo fue su episodio final de lucha para poder superar la adicción al tabaco y nicotina. “Vos pensás en el cigarrillo…un día estaba en mi dormitorio, vivía en una casa con planta baja y primer piso en Mariscal Calstillo, y yo sabía dónde estaban. Había una cigarrera en el living y sabía que ahí adentro había. Bajé sola la escalera, como en una escena de una película, no había nadie para vigilarme en ese momento, miré la cigarrera, la abrí, los miré y dije: ‘Si fumo ahora, estoy perdida’, sabía que no iba a poder dejarlo más. Me encerré con llave en mi dormitorio y me puse una servilleta en la cabeza", confesó la conductora.

“Nunca más fume, pero debo decir que nunca se me fueron las ganas. Nunca", aseguró Mirtha, generando la sorpresa de sus comensales.

L.L.

Galería de imágenes

En esta Nota

Más en

Comentarios

Argentina y el mundo

La información más importante del martes 12 de noviembre

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario