Domingo 9 de agosto de 2020
DESTACADA | 06-07-2020 16:24

Verónica Ojeda reveló cómo fue el diálogo entre su hijo y Maradona

La mediática relató el paso a paso del reencuentro entre El Diez y Dieguito Fernando, tras mucho tiempo sin verse. "¿Papá vos estás vivo? ¿Estás bien?", le preguntó el niño. Mirá el video.

En las últimas semanas, el nombre de Diego Maradona recorrió las redes sociales y los medios debido a una seguidilla de acontecimientos que lo involucraron en diferentes escándalos: un video viral en el que bailaba con su ex Verónica Ojeda y mostraba la cola, el permanente cruce con las hijas y la palabra del médico personal de El Diez que, según le notificó a Tomas Dente en Nosotros a la mañana (El Trece) busca una recuperación de su salud a través de una dieta estricta, ejercicios, caminatas, entre otras cuestiones. En medio del caos, Ojeda se comunicó con el astro para llevarle a su hijo, Dieguito Fernando, y fue en diálogo con Intrusos (América) que la mediática contó cómo fue la peripecia hasta encontrarse y cual fue la reacción de ambos al verse. 

"Tuve una llamada de alguien de su entorno, me pasaron el nuevo número de acá de Buenos Aires, lo llamé y me atendió Diego. Se quedó sorprendido, hasta que le dije bueno Dieguito quiere hablar con vos, ¿lo querés ver? Me preguntó como está, le dije que estaba muy grande, divino. Pero quería hablar un rato con él para saber como venía la situación", comenzó su relato la mediática y destacó: "El mismo día que me pasaron el número, habían bloqueado a Dalma"

"Esto fue un miércoles y habíamos combinado de que el sábado al mediodía yo lo llevaba a su casa, así que ya teníamos arreglado todo", continuó. "Tenía versiones de que Diego estaba muy mal, es el padre de mi hijo, obvio que voy a querer que esté bien porque realmente yo después de que me fui de México lo vi dos veces más y después ya no nos encontramos más y no lo llevé más a Nordelta a Dieguito. Era fuerte que Dieguito lo vea mal, con tantos cables en su cuerpo".

"Cuando llego a la puerta llamé a uno de los asistentes de Diego empiezan a dar vueltas, que sí y que no. Llega la seguridad a la puerta y me dicen Diego no te puede atender. Yo les planteé que tenía pactado este encuentro, que venía desde Ezeiza y que estaba con mi hijo, que hacía mucho frío. Lo llamo a Diego, no me atiende, llamo a uno de los asistentes de Diego, viene la seguridad del barrio y nada me agarró un ataque de nervios, porque Dieguito quería ver a su papá. Mi hijo tenía un barbijo que decía Dieguito y él cuando lo vio se lo dio para que se cuide del coronavirus. La agradezco al señor de seguridad del barrio que me dijo 'yo te lo traigo a Diego acá' y me dijo que me iba a ayudar".

Tras una compleja peripecia para que puedan encontrarse, finalmente el guardia del barrio la acompañó con su camioneta y lo retiró a Diego para que pudieran verse. "Entré yo primera, lo saludé, él me explicó que está depresivo por todo lo que estamos pasando, lloró mucho cuando lo vio a Dieguito. Lo alcé con un frío de locos y lo llevé hasta él. Dieguito se sienta en el apoya brazos en medio, Dieguito le hablaba de sus cosas y le contaba que hacía en la escuela" , relató.

"Dieguito lo miró, lo abraza fuerte, se largaron a llorar. Dieguito le dijo '¿papá vos estás vivo, estás bien?' y Diego le dice ' no digas así' y le expliqué que todos estamos bien y nadie se va a morir. Papá está bien y ahí se puso a llorar Diego de una manera terrible y yo también me quebré , fue muy emotivo todo, principalmente por ver que mi hijo de siete años estaba consolando a su papá. Él decía es igual a mi, tiene mi espalda, todo igual. Dieguito le contaba que tenía un gran amigo que se llamaba Facundo y le contaba sus cosas".

"Diego le pidió perdón por no verlo, por no estar con él. Le dijo ' yo siempre hago lo mismo' y Dieguito le decía ' yo estoy bien' y ahí fue cuando Dieguito se quebró de una forma acongojada. Ahí le dije que no puede permitir que nadie corte la relación y me preguntó porque no se lo traje más y le dije que me cortaron el diálogo , porque más allá de todos los problemas que hayamos tenido, yo siempre separo estos temas", aseguró Ojeda.

"Yo le dije que si se llega a cortar de vuelta la comunicación no es que yo me borré, es que nos cortaron la comunicación de vuelta. Yo ya se lo advertí. Quedamos en vernos después el día del padre, que me había llamado la noche anterior. Fui para Bella Vista con el auto, Dieguito durmiendo, con los regalos para él. Llegué a la puerta, llamé al asistente y sale el de seguridad y me dice 'Veronica no, perdón, Diego está dormido'. Dije bueno, que lo despierte su hijo con los regalos para el día del padre, y el de seguridad me dice 'Charlie no me deja, disculpá Vero' , ahi me enojé fuerte, porque dije 'quien es Charlie para decidir que mi hijo no puede ir a saludar a su papá y ahí me explicaron que fue porque Diego estaba con unas copas de más", reveló Verónica al panel de Intrusos, dejando al descubierto un tema que días previos escandalizó al clan Maradona, la frase de Gianinna, quien aseguró que iba a mandarlo a la Justicia para que el juez entienda que tenía problemas de alcohol, mensaje cuya respuesta del astro fue contundente: "Lo hacen por plata y para escandalizar. Yo la llevé a los 15 años desmayada".

A.A

Galería de imágenes

Más en

Comentarios