jueves 20 de junio del 2024
DESTACADA 21-12-2023 01:39

Conmoción en Malasia: la cantante Xu Jialing fue asesinada por un fan que la acosaba, a los 26 años

La artista fue apuñalada varias veces por un hombre que se presentaba como su admirador. Al ser detenido, dijo ser su novio.

La cantante malasia Xu Jialing murió tras ser apuñalada por un hombre de 44 años que decía ser su fan. El hecho se produjo el 18 de diciembre. Tenía 26 años de edad.

¿Quién mató a Xu Jialing?

El medio tvreport ifnormó que un hombre apuñaló a la cantante malasia Xu Jialing ocho veces en partes del cuerpo como el pecho, la espalda y el corazón, lo que provocó una hemorragia excesiva y su posterior fallecimiento.

Se dice que el sospechoso llevaba dos años acosando a Xu. El día de su muerte, la cantante prometió comer con él después de que él le pidiera en repetidas ocasiones que se reunieran. Pero después de comer empezaron las discusiones y el sospechoso la agredió. Acabó sacando un cuchillo y apuñalando a Xu hasta la muerte. El hombre, de 44 años, intentó quitarse la vida después, pero no lo consiguió. Actualmente recibe tratamiento en un hospital.

Xu Jialing y su novio Liu Yang
Xu Jialing y su novio real Liu Yang

Un testigo denunció el crimen a la policía, que encontró el cadáver de Xu Jialing en el coche del sospechoso. En el momento de la detención, el hombre afirmó ser su novio.

Xu Jialing planeaba casarse el año que viene con Liu Yang, un joven de 23 años con el que sale desde marzo. La pareja anunció recientemente su boda e incluso compartió fotos con sus fans. Liu Yang envió sus condolencias a su difunta novia a través de las redes sociales el 19 de diciembre, dejando a los internautas con el corazón roto.

“Tuve suerte de que vinieras a mi vida. Sólo pensar en nuestros momentos felices me hace llorar. Mi mundo se está desmoronando poco a poco. Te extraño. Por favor, no te vayas”, escribió el joven en medio de su dolor.

El espeluznante asesinato generó numerosos interrogantes sobre la seguridad y el trato que reciben los famosos, especialmente las mujeres, en Malasia. Subraya la urgente necesidad de leyes y mecanismos más estrictos para proteger a las personas del acoso y los actos violentos. Mientras el país llora la pérdida de una estrella en ciernes, también se plantea la necesidad de un cambio sistémico para evitar que se repitan tragedias de este tipo en el futuro.

En esta Nota