Domingo 9 de agosto de 2020
DESTACADA | 01-07-2020 16:00

Chiche Gelblung volvió a la televisión y dialogó con Sergio Berni

El periodista detalló cómo se encuentra de salud y conversó con el ministro de Seguridad bonaerense, quien irrumpió en un control policial de tránsito y armó revuelo. Mirá el video.

Con una sorpresiva placa roja, Cronica HD anunció la vuelta de Samuel Chiche Gelblung, quien salió al aire en su programa, Chiche 2020, luego de estar internado en el Sanatorio Los Arcos por neumonía, sepsis y una infección localizada en su pierna. El periodista se comunicó con sus compañeros a través de una videollamada, y dialogó con el ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, Sergio Berni, quien en el día de hoy irrumpió en un control policial ubicado en el Puente de la Noria.

"¿Cómo estás?", le consultaron sus colegas desde el estudio del canal de las placas rojas, y Gelblung aseguró entre risas: "Sanito, vivito y coleando. La recuperación fue más rápida de lo que parecía, pero saben que los medios son difíciles. Yo estaba en el sanatorio y veía en la tele 'Chiche en grave estado' y yo me estaba comiendo un pollo, qué sé yo", lanzó el hombre de 76 años, provocando la risa de su equipo.

"Yo estaba bien, sí estuve 48 horas complicado pero estoy bien y me siento bárbaro, ayer me dieron el alta, estoy haciendo una especie de internación domiciliaria. Yo no puedo creer igual lo que produjo esto, recibí miles de mensajes de gente conocida, desconocida, cadenas de oración de Argentina y de todas partes, llegué a llorar, por gente que yo no sabía que podía tener relación, dije bueno me lo voy a creer, porque capaz que la gente me quiere que se yo"

"Mi mujer me descubrió medio confuso a la mañana, llamaron a la ambulancia, vinieron para hacerme el test del COVID-19, vino a trasladarme la ambulancia de Los Arcos y me desperté dos días después", reveló el integrante de la mesa de Polémica en el bar (América), que además aseguró que "lunes a más tardar va a estar volviendo a trabajar". 

Luego de hablar de su estado, el conductor de televisión dialogó con Sergio Berni, quien en las primeras horas de la cuarentena reforzada que comenzó el día de hoy dejó una fuerte escena política, dado que irrumpió en el control vehicular del Puente de La Noria, que tiene a cargo la Policía Federal, y discutió con el jefe del operativo, por lo que se cruzaron autoridades federales con las bonaerenses.

A pocas horas de esa escena, el ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires dialogó con Chiche, le consultó cómo estaba y lanzó: "Qué alegría escucharlo a Chiche bien después de todo lo que pasó , espero que siga bien".

"Muchas gracias por su deseo, ministro", le respondió el periodista de Crónica, y continuó: "Lo vi muy enojado y no se cual es el motivo de su enojo, pero me parece que este delirio de la cuarentena extra va a producir más coronavirus que todo lo demás, es un quilombo todo, no sé quien lo organizó, es un desastre, no puede salir bien".

"Todo se acomoda con voluntad para hacerlo. Hay que estar en el lugar, comprender a la gente, a la policía que hay que acompañarla desde la función política. Estoy tranquilo, porque estuve recorriendo el conurbano y vi muchas menos gente en la calle", contestó el funcionario, y fue entonces cuando Gelblung le contó lo que vivió en el hospital mientras estuvo internado.

"Mirá, quería comentarte esto, yo le pregunté a la enfermera que me atendió que parecía una astronauta de todo lo que llevaba puesto, cuánto cobraba y me dijo que 60 mil brutos al mes. Están haciendo un sacrificio enorme, yo me puse a llorar, dije no puede ser porque estaba trabajando 16 horas seguidas, son ángeles, al igual que los policías que están en la calle con frío y encima siempre están con buena onda y no dicen nada, no pueden ganar eso", relató el presentador de televisión y radio.

"Entiendo perfectamente lo que dice Chiche, ellos tienen vocación de servicio. Muchas veces se aprovechan de eso porque no se quejan y siempre van para adelante. Trabajé 30 años de mi vida en un hospital y le digo que sin vocación de servicio no hay grandeza", aseguró el político acerca de la inquietud del mediático, y cerró: "La vocación de servicio no se paga, se acompaña. Por eso me ve permanentemente en la calle con mi gente, a la vocación de servicio nadie le pone un precio".

A.A

Galería de imágenes

En esta Nota

Más en

Comentarios