Miércoles 8 de abril de 2020
Perfil.com
MúSICA | 13-12-2019 16:00

Marikena Monti: "Sufro mucho antes de salir al escenario"

La artista revive sus 50 años de carrera con un show especial. Los nervios antes de salir al escenario. "Soy un tigre encerrado en una jaula", confiesa.

Marikena Monti ha vuelto a los escenarios para revivir sus más de cincuenta años de carrera como cantante y, especialmente, los tiempos del café concert, de los que fue una de las principales estrellas locales. En su espectáculo Hoy como ayer, que realizará el sábado 14 a las 22 en el Maipo Kabaret (también estuvo el 7), cantará temas de Jorge de la Vega, Jorge Schussheim, Eladia Blázquez, María Elena Walsh, Alberto Cortez, Alfonsina Storni, Jacques Brel, entre otros.

- ¿Extraña los años del café concert?

No, extraño las noches de Michelangelo donde la gente ha sido maravillosa y a las personas, porque en general muchas ya no están acá, como Jorge De la Vega y Alberto Rodisky, dos amigos de la vida irrecuperables. En el espectáculo, hago un homenaje a Alberto Cortez, un tipo excepcional.Eso de que cuando un amigo se va queda un espacio vacío es tal cuál, no hay reemplazo. A Eduardo Bergara Leumann, también lo extraño, porque era un tipo como del renacimiento: sabía de arquitectura, era pintor, dibujante, presentador, showman, con un humor que no se podía creer.

-¿Qué siente hoy antes de subirse a un escenario?

-Sufro muchísimo, siempre tengo la sensación de que soy un tigre encerrado en una jaula en la que lo único que puedo hacer es caminar tres pasos para adelante y tres para atrás, como sin saber qué va a pasar. Es salir, de alguna manera, al ataque. Necesito la primera y segunda canción para tranquilizarme.

-¿Qué implica cantar después de tantos años de carrera?

-En el fondo, nací para hacer algo para los demás. Así como hay gente extraordinaria que hace obras fantásticas, que ayuda, que tiene un sentido social maravillosos o médicos dedicados, creo que a mí, indudablemente, lo que siempre me interesó es el otro. Canto para dar cosas a los otros. La música me permite acercarme a la gente.Amo la calle,

-Su madre fue una de las grandes influencias de su vida ¿por qué?

-Por muchas cosas. Salió a trabajar a los cuarenta años en la época donde las mujeres no lo hacían. Fue la pionera en su familia. Ver a una mamá trabajar es importante como ejemplo para los hijos, ya sea que lo haga en su casa. Vamos a hacer un feminismo lógico y no el estúpido que dice que las cosas de la casa no cuentan. Hay que dejarnos elegir. Lo más difícilpara el feminismo es que las feministas y los varones nos dejen que elijamos. Libertad. Yo era feminista a los veinte y cuando lo decíase caían los floreros. Está bien que las mujeres quieran salir a la calle, pero hay que transpirar el feminismo. Es bárbaro hablar, pero hay que ponerlo en práctica.

Entrevista concedida al programa Voces y memorias, que se emite los martes a las 20 por Eco Medios AM 1220.

 

Galería de imágenes

En esta Nota

Más en

Comentarios