miércoles 13 de noviembre de 2019
Perfil.com
OPINIóN | 05-09-2019 20:30

Mirtha Legrand todavía no califica para panqueque

La diva cambió de opinión sobre Macri y Alberto Fernández y la salieron a matar. Pero la Chiqui, por ahora, no merece apropiarse del postre que hoy es una moda nacional. Escuchá el audio.

Vieron que todo vuelve, ¿no? Que lo vintage está de moda, que lo que fue será y lo que no fue puede llegar a ser; que los que ayer decían negro hoy dicen blanco y que nunca hay que tirar la ropa porque tal vez la tengas que volver a usar. Así estamos hoy, y así andan muchos, cambiando pieles como las serpientes y dándose vuelta en el aire.

Algunos disfrazan la panquequeada como “cambio de opìnión”, algo absolutamente válido e inherente al crecimiento y la maduración de toda persona, pero de ahí a cambiarla en lo que a temas de ética y principios respecta hay una diferencia tan grande como la que dista entre el bien y el mal. Y cuando esto pasa en los comunicadores, aquellos que tienen el enorme poder y el privilegio de poder decir algo para que millones de personas los escuchen, la incoherencia pesa doble...

Mirtha Legrand se calificó a si misma como panqueque después del exabrupto que tuvo al aire al llamar fracasado al presidente Mauricio Macri, algo por lo cual después se disculpó, y también se autodefinió como tal por haber dicho que no invitaría a Alberto Fernández a sus programas pero que ahora sí lo haría. Y salieron a matarla... Yo no creo que Mirtha sea panqueque... Sí creo que cambió de opinión sobre una persona, lo dijo, quizás errando la manera, pero sigue creyendo que la otra opción que tanto criticó antes tampoco es la que quiere para el país. Ergo, no traicionó sus principios pero sí se convirtió en una dura crítica de su propio voto. Porque si de algo estoy convencida es de que a los Fernández no los votaría jamás. Aunque, y eso lo sabemos, si todos votaran en el cuarto oscuro lo que un mes antes dicen que van a votar, las encuestas no pifiarían como lo hacen...

Para mí Mirtha no es panqueque, es crítica, que no es lo mismo. Pero panqueques hoy hay para empacharse, gente. Y están de moda. Es más, así como tenemos la flor del ceibo y el hornero, habría que declarar al panqueque “el postre nacional argentino”. La gran mayoría panquequea por interés, por pánico a perder la pauta o a no poder acomodarse. Y esos son los de temer. A esos no los respeto. Sí respeto a quien cambia de opinión pero mantiene su convicciones, pero aparto el plato si me ofrecen panquequitos, y hoy te los sirven en bandeja en todos los canales, desde los programas periodísticos a los de espectáculos, y ninguno resiste un archivo. Como no lo hace el mismísimo candidato a Presidente por el Frente de Todos, todo un chef gourmet en el arte del “pancake”. Así que, Mirtha, no se apropie de ese postre que, por ahora, en su mesa no va.

Escuchá el audio

 

Galería de imágenes

Más en

Comentarios

Argentina y el mundo

La información más importante del martes 12 de noviembre

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario