Exitoina

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

 
12/09/2016 - 10:23

Música

Tom Jones, el “caballero” que hizo vibrar a sus fans

Tom Jones se presentó en el Luna Park. /Twitter @dfallaccess

En un show único, el cantante de 76 años dejó claro que su voz permanece intacta y que muchos de sus clásicos se bailan como el primer día.

Con un estadio Luna Park colmado de gente, el domingo por la noche se vivió una verdadera fiesta cuando apareció sobre el escenario Tom Jones. El músico no se presentaba en el país desde 2010, por lo que sus fans le dieron una cálida bienvenida.

El artista de 76 años repasó sus clásicos y demostró que mantiene intacta su característica voz. Con actitud cómplice con el público que no dejaba de aclamarlo y bailar en sus ubicaciones las canciones, el show alcanzó casi las dos horas y estuvo acompañado por nueve músicos en escena. Ivan Noble ofició como telonero del espectáculo.

El recital contó con un nostálgico momento cuando Jones se dirigió a los presentes y se refirió a su esposa, Melinda Trenchard, fallecida el 11 de abril pasado: “Quiero recordarla esta noche. Ella escuchaba las canciones que grabé para cada disco y me ayudaba a elegir cuáles debía incluir”. Estuvieron casados 59 años.

Conocido por hits como “Sexbomb” ,”It’s Not Unusual”, “Delilah”, “What’s New Pussycat” ,”Kiss” y con cinco décadas de carrera en su espalda, el intérprete supo incursionar en el rock, el soul, el country y el blues, aunque se lo considera sobre todo un artista de rhythm and blues (género de música popular afroamericana que tuvo su origen en los años ’40 en Estados Unidos a partir del blues, el jazz y el gospel).

El viernes, recién llegado a la Argentina,  el cantante nacido e Gales recibió el diploma que lo nombra Huésped de Honor de la Ciudad de Buenos Aires. En 2006, fue nombrado caballero de la corona británica por la Reina Isabel II, con motivo de su extensa trayectoria.

Sir Tom, una leyenda viviente que continúa con su carrera hasta la actualidad y que, por lo que demostró sobre el escenario, está muy lejos de dejarla.