Exitoina

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

 
05/11/2017 - 13:12

Cae el velo de silencio

La onda expansiva del caso Harvey Weinstein

En las tres semanas desde que surgieron las denuncias contra el ahora expoderoso del cine, un efecto dominó ha sacudido no solo a Hollywood sino al menos a una docena de otras industrias.

Del escándalo Harvey Weinstein hasta la renuncia del ministro británico Michael Fallon, estas son algunas de las fechas más importantes de los casos de acoso y agresión sexual que han salpicado en las últimas semanas a personalidades de todo el mundo.

El 5 de octubre de 2017 Hollywood tiembla. El New York Times publicó una investigación en la que revela que el poderoso productor estadounidense Harvey Weinstein habría acosado o agredido sexualmente durante décadas a varias actrices, incluidas Ashley Judd y Rose McGowan.

El magnate pidió disculpas públicas y anunció que se tomaba una licencia de su productora, The Weinstein Company.

Los primeros testimonios divulgados por The New York Times fueron motivando a otras presuntas víctimas a salir a la luz con historias similares.

El 8 de octubre, Weinstein fue despedido. Dos días después, una investigación de la revista The New Yorker revela nuevas acusaciones en su contra. Tres mujeres, incluyendo la actriz Asia Argento, lo acusan de haberlas violado.

El 11 de octubre, Weinstein, de 65 años, fue suspendido de la academia del cine británico (Bafta) y el 14 fue expulsado por la academia del cine de Estados Unidos, que otorga los prestigiosos premios Oscar.

La lista de actrices que lo acusan de agresión sexual o violación es cada vez más larga. Más de 80 mujeres, incluidas Mira Sorvino, Rosana Arquette, Gwyneth Paltrow, Angelina Jolie, Emma de Caunes, Léa Seydoux o Cara Delevingne, se suman al coro acusatorio.

Varias describen la misma historia: insinuaciones sexuales insistentes, a menudo en una habitación de hotel.

Weinstein, blanco de investigaciones policiales en Nueva York, Los Angeles y Reino Unido, niega haber mantenido relaciones sin consentimiento expreso.

En medio de este escándalo, Sandra Muller, una periodista francesa basada en Estados Unidos, lanzó el 13 de octubre en Twitter la etiqueta #BalanceTonPorc (#DenunciaATuCerdo) que se volvió viral. Miles de testimonios de mujeres víctimas de agresiones sexuales inundaron la red.

Mimi Haleyi, una ex asistente del productor, la periodista Lauren Sivan y la actriz Annabella Sciorra también denunciaron al ahora expoderoso de Hollywood por acoso o abuso sexual.

El 15 de octubre, la actriz estadounidense Alyssa Milano invitó a las mujeres a escribir en Twitter #MeToo (#YotTambién) si han sufrido acoso sexual. Esta etiqueta fue utilizada más de 1,7 millones de veces en cinco días, según la plataforma de análisis Visibrain.

Fue también traducida en varias lenguas, liberando la palabra sobre este problema en todo el planeta.

El 3 de noviembre, la actriz Paz de la Huerta denunció que Weinstein la violó en dos ocasiones. Las denuncias contra el exmagnate de Hollywood son creíbles y los investigadores están recabando evidencia para un caso penal, informó la policía de Nueva York.

Ese mismo día, la reconocida cantante islandesa Björk, reveló que fue acosada sexualmente por “un director danés” durante la filmación de “Dancer in the Dark”, cuya dirección estuvo a cargo de Lars Von Trier. El director rechazó la denuncia.

La onda expansiva del caso Weinstein ha salpicado a otras grandes figuras de Hollywood. El 23 de octubre, un reportaje en el diario Los Ángeles Times expuso la denuncia de más de 40 mujeres contra James Toback. El director de cine y escritor estadounidense fue acusado de acoso sexual en encuentros que se remontan a la década de 1980.

El 29 de octubre, Kevin Spacey, el protagonista de la serie “House of Cards”, fue acusado de agresión sexual por el actor Anthony Rapp.

Al día siguiente, el actor mexicano Roberto Cavazos, se sumó a las acusaciones de agresión sexual contra Spacey. El 31 de octubre, Netflix suspendió la producción de la famosa serie de la que Spacey es el protagonista.

El 1 de noviembre, seis mujeres, entre ellas las actrices Natasha Henstridge y Olivia Munn, acusaron a Brett Ratner, director de “Rush Hour” y “X-Men”, de mala conducta sexual o acoso. El cineasta rechazó las acusaciones.

La onda alcanzó a otro monumento de Hollywood: la escritora Anna Graham Hunter acusó a Dustin Hoffman de haberle tocado el trasero varias veces y de haberla acosado sexualmente cuando tenía 17 años.

El 1 de noviembre, el ministro británico de Defensa, Michael Fallon, un peso pesado del gobierno de Theresa May, dimitió tras ser acusado de acoso sexual.

Fallon puso la mano en la rodilla de una periodista en una cena durante el congreso del partido conservador en 2002, un acto por el que pidió perdón. “Dudo que la razón sea mi rodilla”, tuiteó la periodista detrás de la acusación.

El 3 de noviembre, en una entrevista con la CNN, ocho empleados y exempleados denunciaron acoso, comportamientos inadecuados y agresiones por parte de Spacey durante la producción de House of Cards.

Tras la lluvia de denuncias de abuso en su contra, Netflix decidió echar a Spacey y cortar toda relación futura con el actor.

Danny Masterson, actor de That ’70s Show, fue acusado de cuatro violaciones. Las denuncias se dieron a conocer a principio de año, pero aún la justicia no presentó cargos contra él. El actor negó todas las acusaciones.

Otro actor que cayó es Jeremy Piven, quien fue acusado por la también actriz Ariane Bellamar. “En dos ocasiones, me arrinconó y me tocó los pechos y el trasero”, escribió la mujer en Twitter.

En un comunicado, el actor de 52 años no tardó en negar “de manera inequívoca las acusaciones espantosas” que se han hecho sobre él. “No sucedió”, ha dicho tajante.

El ejecutivo de Amazon Studios Roy Price renunció luego que una productora de televisión de uno de los programas de Amazon dijo que Price la había acosado sexualmente.

Nickelodeon despidió por acoso al director del programa “The Loud House”, Chris Savino.

La última denuncia que trascendió, fue la de Julianna Margulies, quien acusó a Steven Seagal y Harvey Weinstein de acoso sexual.

La galardonada actriz, afirma que es necesario hablar sobre el tema por las actrices más jóvenes e inexpertas, que están indefensas ante este tipo de situaciones.

Otros ven este efecto dominó como la esperada culminación a la lucha de décadas por la igualdad de género.

Archivado en: , , , , , , , , ,