Exitoina

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

 
22/03/2011 - 20:14

Destacada

Adrián Suar y Carla Peterson se declararon en guerra

Ya comenzaron en el teatro Maipo los ensayos de “La guerra de los Roses”, la genial obra de Warren Adler, protagonizada por Adrián Suar y Carla Peterson, con dirección de Marcos Carnevale y producción de Adrián Suar y Lino Patalano. El streno está previsto para el 12 de mayo

En el marco de una ingeniosa adaptación teatral de la película que se convirtió en un clásico de la pantalla grande, Suar y Peterson interpretarán a Octavio y Bárbara, un matrimonio en pleno proceso de divorcio en el que ambos están dispuestos a todo para quedarse con la casa que, durante años, ofició de vivienda familiar y que ahora se ha convertido en un botín de “guerra”. Una propuesta más que interesante que mostrará aspectos de la vida conyugal comunes a todas las parejas pero con una buena dosis de acidez, humor y, por momentos, la crudeza de la realidad.

Años atrás, cuando Octavio y Bárbara se enamoraron ansiaban formar una familia y ser felices para siempre. Poco tiempo después, se casaron y se mudaron a aquella casa que los vio transformarse en algo muy diferente a la pareja de sus sueños. Antes de conocerse, Octavio no era el hombre seguro y adinerado en el que se convirtió y Bárbara tampoco era la mujer frustrada y en apariencia perfecta que aprendió a ser. No tenían nada, pero creían que juntos lograrían tenerlo todo y, de hecho, así fue. Ahora, tienen hijos, una gran casa, con sauna y piscina, autos lujosos y comodidades de todo tipo. Ahora lo tienen todo, excepto el deseo de compartir el mismo techo.

La escenografía recrea, entre otros ambientes, el hall de la casa en disputa (escenario de los principales conflictos). Por esta razón, se fabricó una enorme y sofisticada escalera, sobre la cual, los personajes despliegan un abanico de emociones que van desde la furia hasta la frustración.

Pero, la vedette escenográfica es nada menos que una araña de hierro y acrílico de 500 kilos creada y montada en el escenario especialmente para la obra. Arriba de esta los actores llevarán a cabo la escena final de la obra, en la cual el matrimonio discute con vehemencia hasta alcanzar el clímax. La misma será manejada por un operador ya que cuenta con un mecanismo que le permitirá asumir diferentes alturas durante la escena.

Las funciones se llevarán a cabo de jueves a domingos (sábados dos funciones).

Archivado en: , , , , ,